domingo, 22 de enero de 2012

Prima respeto al niño en literatura infantil latinoamericana

Por Francisco G. Navarro

Cienfuegos, Cuba, 21 ene (PL) El narrador Carlos Frabetti, italiano residente en España, consideró hoy que en la actual literatura infantil latinoamericana se observa un gran respeto al niño y preocupación por los temas sociales.

  Frabetti, con más de 30 libros publicados, la mayoría con destino al público infantojuvenil, declaró a Prensa Latina que su participación por estos días en las labores del jurado del Premio Literario Casa de las Américas le permite tener una idea abarcadora sobre esa producción intelectual.

También aludió a su sistemática participación a lo largo de la última década en las ediciones de la Feria Internacional del Libro de la Habana, en la cual toma contacto con lo que se escribe en Cuba y América Latina para ese segmento de lectores.

El también miembro de la Academia de Ciencias de Nueva York elogió al Premio Casa, al cual "venía siguiendo desde hace tiempo, solo que hasta ahora conocía nada más los resultados finales, por lo general muy buenos, pero en calidad de jurado esta vez he podido comprobar el prestigio y la solidez del concurso".

En el caso concreto de la literatura infantil existe un muy buen nivel y sobre todo una preocupación por el mundo de la infancia, esto último puede sonar paradójico, pero es así, reiteró el creador de populares personajes como el enano Ulrico y Calvina.

Es que en la literatura para niños escrita en Europa muchas veces se observa un cierto desprecio hacia la inteligencia y sensibilidad del niño, algo que quizá sucede también en el ejercicio de la docencia, comparó.

Frabetti lamenta la existencia de personas detentoras del saber "que vierten consignas en esos recipientes supuestamente vacíos que son los niños, a quienes tratan como si fueran tábula rasa, donde es preciso ponerlo todo y recibirlo de forma pasiva".

Durante mucho tiempo (la escritura para niños y jóvenes) ni siquiera se consideraba literatura, era como una prolongación de la pedagogía y del discurso moralizante, incluso muchos textos llevaban explícitamente una moraleja, recordó el matemático de profesión nacido en Bolonia en 1945.

En la ciudad portuaria de Cienfuegos el autor de una obra narrativa escrita enteramente en castellano trabaja junto a Leonor Bravo (Ecuador), Liliana de la Quintana (Bolivia), Avelino Stanley (Dominicana) y Nelson Simón (Cuba) en la selección del Premio Casa de literatura para niños y jóvenes.


http://www.prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&id=470259&Itemid=1